moraton-golpe-jovenExplicó que una persona que se autoflagela no tiene la intención de acabar con su vida

DELICADO

La automutilación es una conducta por la cual una persona se hace daño a sí misma a propósito.

Según la psicóloga Noris Nicosia, alrededor de una de cada cien millones de personas se autolesiona y esto sucede más en las mujeres que en los varones.

Explicó que una persona que se autoflagela no tiene la intención de acabar con su vida, pero corre un riesgo mayor de intentar suicidarse si no consigue ayuda.

‘La automutilación tiende a

comenzar en la adolescencia y primeros años de la adultez. Algunas personas pueden autoflagelarse por un tiempo y no hacerlo más; otras se hacen cada vez más daño y tienen problemas para detenerse’, dijo la psicóloga.

Además, Noris explica que estos ejemplos son señales de automutilación:

– Dar puñetazos a sí mismo

– Quemarse con cigarrillos, fósforos o velas

– Halarse y arrancarse el pelo

– Quebrarse los huesos o golpearse hasta tener moretones, entre otros.

En algunos casos, son personas que han sufrido abusos físicos o sexuales durante la infancia.

Los cortes y golpes de los protagonistas pueden ser tan graves que deben ser hospitalizados y permanecer bajo supervisión.

La asesoría psicológica puede eliminar este tipo de conductas extraordinarias.

FUENTE: Por Emily Torres Muñoz para elsiglo.com a 27/05/2015

Uso de cookies y responsabilidad de usuario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario (aquí la política de cookies). El consumo del contenido de esta web ha de hacerse responsablemente dadas las características de la autolesión (aquí los beneficios, riesgos y medidas para prevenirlos). Si continúa navegando está dando su consentimiento y aceptación de las cookies, así como de los posibles riesgos y beneficios del consumo de esta web.

Pin It on Pinterest