La Fundación ANAR advierte del aumento en España de casos de jóvenes que se autolesionan. Algunos centros educativos gallegos ya han tenido que actuar

«La autolesión es una forma que tienen algunos jóvenes de gestionar sus emociones, un modo de trasladar un malestar o expresar la angustia porque no han desarrollado todavía otros mecanismos para hacerlo». Diana Díaz es subdirectora del teléfono de atención de la Fundación de Ayuda a Niños o Adolescentes en Riesgo (ANAR). Este colectivo advierte del aumento de los casos en todo el país de jóvenes que se autolesionan. Pero aún resulta más alarmante el hecho de que algunas veces hacen fotos de sus heridas para luego distribuir por Internet. También hay algunos que comparten trucos para hacerse daño a uno mismo. Galicia no escapa a un fenómeno que no es nuevo. Ha habido algún centro educativo que ya ha tenido que actuar.

«Este ano non detectamos ningún problema de este tipo, pero é verdade que o pasado tivemos que traballar coa orientadora porque nos demos conta dun par de casos. Foi coma unha moda e logo pasou», explica Adelino Pose, director del instituto de secundaria de Negreira y representante de los directores de centros de Galicia. El problema fue puntual, se actuó y quedó solucionado. Otros centros consultados en la comunidad apuntan que no han constatado más situaciones llamativas de este tipo. Solo alguna que otra, pero que estaba relacionada con algunas enfermedades.

Y lo mismo apuntan fuentes que trabajan con menores en riesgo social: «Non son moi comúns os casos, pero os que se dan adoitan ser porque os rapaces piden socorro dese xeito. Pero os que nós tratamos teñen unhas circunstancias moi concretas, son complicados»

De todas formas, un informe elaborado por la Fundación ANAR a partir de las llamadas a sus teléfonos de ayuda -900 202 010 (dirigido a los menores) 600 505 152 (para adultos)- mostraba ya hace unos meses cómo, solo en el 2015, se atendieron 323 actuaciones de autogolpes, un 82 % protagonizadas por mujeres. A ellas hay que sumar otras 381 correspondientes a intento de suicidio, una tendencia en la que las féminas también son mayoría. Lo más alarmante es que han detectado también 26 casos en menores de 10 años.

¿Qué está detrás de todo esto? «Son muchas causas las que pueden llevar a alguien a adoptar esta conducta. Desde el que ha crecido en un entorno complicado, al que no es capaz de gestionar sus emociones. Otra de las cosas que hemos observado tras hablar con los jóvenes que llaman es que hay mucha soledad», explica la subdirectora del teléfono. E invita a los padres que puedan tener alguna sospecha de que un hijo pueda estar realizando esta práctica a hablar con algún especialista para ponerle coto cuanto antes.

Urgencias

Donde también han constatado un aumento de los casos de autolesiones es en la Sociedade Galega de Psiquiatría. Su responsable, Manuel Serrano, alude a datos recogidos en el servicio de urgencias del Complexo Hospitalario Universitario A Coruña (Chuac) para personas de entre 16 y 30 años: «Hemos realizado dos trabajos al respecto, uno analizando los datos del período 1996 a 1998, y el segundo con los recabados desde el 2010 al 2012. Y ha habido un aumento. Hemos pasado de tratar en urgencias una media de 1,7 casos diarios a un promedio de 2,1», apunta. Pero hace una salvedad: «Al hablar del tema englobamos también todas las tentativas de suicidio».

Pero más allá de eso, los cortes o las quemaduras son los métodos más frecuentes de autocastigarse. «Normalmente -dice este especialista-, detrás de estos casos hay un sentimiento de vulnerabilidad, una personalidad convulsa, frustración o sentimiento de rechazo de las normas o incluso inmadurez».

Pero tampoco pasa por alto el hecho de que no hay tanta tolerancia a la frustración, además de los casos relacionados con el consumo de determinadas sustancias. Ante este panorama todos los especialistas consultados concluyen en la importancia de trabajar en la prevención. Tanto desde las aulas como desde los hospitales. En la unidad de salud mental del Chuac, por ejemplo, ya hay un equipo de trabajo dedicado a ello.

«Son muchas las causas que pueden llevar a alguien a hacer esto», dice una psicóloga.

FUENTE: Por María Cedrón para Lavozdegalicia.es

Uso de cookies y responsabilidad de usuario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario (aquí la política de cookies). El consumo del contenido de esta web ha de hacerse responsablemente dadas las características de la autolesión (aquí los beneficios, riesgos y medidas para prevenirlos). Si continúa navegando está dando su consentimiento y aceptación de las cookies, así como de los posibles riesgos y beneficios del consumo de esta web.

Pin It on Pinterest